jueves, 1 de marzo de 2007

ORIGENES DE LA CULTURA DOMINICANA

La cultura dominicana nació en la isla hacia 1502, con la fundación en la ciudad de Santo Domingo de Guzmán del convento de los frailes de la Orden de San Francisco, donde se establecieron las primeras escuelas rudementarias,convertidas pocos después en centro de enseñanza superior en que se cursaron la filosofia y la teología.

La llegada a la isla, hacia 1510 , de los misioneros de la Orden de Santo Domingo, encabezados por el isigne predicador Fray Pedro de Córdova , autor del primer libroque se escribió en el Nuevo mundo constituye el paso incial hacia la creación en América de una cultura de tipo verdaderamente humanístico. El colegio fundado por estos religiosos fué erigido en 1538, gracias a la bula In apostolatus culmine, en la Universidad pontificia, con los mismos privilegios dela de Alcalá de henares. De mayor importancia aún que la creación de la primera Universidad de América, llamada al ser durante los tres primeros siglos el centro de la vida intelectual de las antillas y de una gran parte de Tierra Firme, particularmente de Colombia y Venezuela, fu¶ la célebre controversia iniciada por los domonicanos en 1510, en el mismo año de su arribo a la isla, acerca del derecho de los aborigenes a gozar de las prerrogativass¡ inherentes a la persona humana. Con esta disputa, origen de la que todavia se sigue planteando en nuestra época acerca de las libertades fundamentales del hombre, se convirtió la isla, aún en parte inexplorada, en centro de la atencón del mundo. El famoso teólogo Francisco de Victoria, llamado el Sócrates español, debia dar poco después a esa controversia

Los Grandes Civilizadores

Los civilizadores de la isla, como de toda América fueron, pues, los hombres que llegaron a las tierras recién descubiertas vistiendo el hábito religioso. Fueron los humildes monjes de la Orden de san Francisco, de la orden de Santo Domingo y de la Orden de la Merced, atraidos al nuevo continente no por la sed de aventura y de oro como los conquistadores, sino por el afán de ungir con el crisma romano a las tribus idólatras, los que evangelizaron el Nuevo Mundoy los que desterraron al propio tiempo las tinieblas del corazóny de la inteligencia de las razas cristianizadas.

2 comentarios:

miguel medina dijo...


justo lo que necesitaba

José Enrique Pacheco V. dijo...

hay datos que no son correctos ejemplo no es Orden de San Francisco, sino Orden de Predicadores de Santo Domingo de Guzman, por tal razon nuestra ciudad capital lleva su nombre.